17h56

"Nuestra actuación se focaliza en la generación de oportunidade"

Fábio Wanderley, Superintendente de la Fundación Odebrecht, habla sobre ese nuevo desafío en su trayectoria profesional, el momento actual de la institución y sus principales desafíos

Compartir
Tamaño del texto

Fábio Wanderley, que desde mayo es Superintendente de la Fundación Odebrecht, es graduado en Administración y actúa desde hace 13 años en el Grupo Odebrecht. Trabajó en la Constructora Norberto Odebrecht y en Odebrecht Realizaciones Inmobiliarias, donde ejerció el cargo de director administrativo en Bahía y Pernambuco. Habla sobre ese nuevo desafío en su trayectoria profesional, el momento actual de la institución y sus principales  desafíos. “Nuestra prioridad será el mantenimiento y el fortalecimiento de los programas que ya se desarrollan en el Bajo Sur de Bahía”, destaca.

¿Por qué aceptar la invitación para liderar la Fundación? ¿Qué perspectivas de contribución a la institución pudiste vislumbrar?

Fue extremadamente gratificante recibir esta invitación. Hace 13 años que estoy en el Grupo  Odebrecht, siempre enfocado en los segmentos vinculados a los Negocios. Nunca había tenido experiencia en el tercer sector, por ello este nuevo momento es desafiante. Conocer la historia de la Fundación y estar más próximo al legado social que dejó Norberto Odebrecht contribuyeron para aceptar el desafío. Creo que, por el momento actual de la empresa, potenciar ese legado social de la Fundación será importante. Me siento motivado a contribuir con la recuperación de nuestra imagen y reputación.

Tú tienes una amplia experiencia en gestión de negocios en el área privada. ¿Cómo evalúas que esa expertise puede potenciar los resultado de una institución destinada a lo social?

En los últimos cuatro meses, estamos logrando mejorar principalmente las tendencias de Conformidad y Gobernanza y la elaboración de nuestros indicadores y resultados. Mi formación en Administración, con experiencia en auditoría, es un diferencial que puedo aportar en este primer momento.

¿Cuáles serán las prioridades de la Fundación Odebrecht para el próximo trienio? ¿Se puede adelantar cómo y dónde será tu actuación?

Iniciamos recientemente una conversación con nuestro Consejo de Curadores, Integrantes y empresas del Grupo Odebrecht y comunidades involucradas para construir una agenda de futuro. Esa agenda no debe salir de nuestro campo de actuación, que se focaliza en educación y conservación ambiental. Podemos adelantar que la prioridad será el mantenimiento y fortalecimiento de los programas desarrollados en el Bajo Sur de Bahía que están alineados con nuestro propósito.

Con más de cinco décadas de existencia, la Fundación Odebrecht es referencia de desarrollo sostenible en el Bajo Sur de Bahía. En tu opinión, ¿cuál es el principal desafío que enfrenta la institución actualmente?

Uno de los desafíos principales que veo hoy, ya sea actuando dentro o afuera del Bajo Sur de Bahía, es la mejora de los indicadores sociales. Estamos buscando cualificar los indicadores de impacto para tener un historial cualificado de resultados y para sistematizar toda nuestra tecnología.

¿Cómo quiere ser reconocida la Fundación Odebrecht? ¿Qué se está haciendo en ese sentido?

Como una Fundación con más de 50 años de conquistas y realizaciones, que tiene como misión educar para la vida y por el trabajo, priorizando el desarrollo de personas y valorando el ser humano. Una institución que genera resultados e impactos efectivos en los ambientes en que actúa. En este sentido, ya comenzamos a intensificar un mayor diálogo con los Negocios del Grupo Odebrecht, asociados y comunidades con el objetivo de potenciar nuestras acciones de manera objetiva y transparente.

¿Cuál es tu visión sobre el legado social que dejó Norberto Odebrecht?

Lo que nos queda claro, para los que estamos en el día a día en las comunidades del Bajo Sur, es la visión de futuro que siempre tuvo nuestro fundador, Norberto Odebrecht, antes que cualquier otro gran empresario, y la preocupación de velar por el ser humano. Cuando pensaba en realizar cualquier tipo de acción, siempre tomaba en cuenta cuatro aspectos: educación, generación de trabajo e ingreso, ciudadanía y medioambiente. Eso fue lo que intentó poner en práctica en los proyectos que la Fundación apoyó en el pasado y apoya actualmente. Quizás ese diferencial hizo con que la institución, incluso con toda esta crisis de imagen por la que transitamos, lograra mantener a todos los inversores sociales que ya teníamos. Eso demuestra la confianza y el respeto que esos inversores tienen en nuestro trabajo.

Hablando sobre ese momento en que pasamos por una fuerte crisis de reputación, ¿cómo evalúas el papel de la Fundación en la reconstrucción de la confianza y del respeto ante la sociedad?

Es fundamental en ese proceso. Estamos hablando de una de las fundaciones empresariales más antiguas del mundo, siempre con prioridad en las personas y en la defensa de la valoración del ser humano. Con esa base, tenemos mucho para contribuir con esa trayectoria de recuperación de nuestra reputación, tomando en cuenta nuestro historial de realizaciones y conquistas. Tenemos para brindar una tecnología social focalizada en la generación de oportunidades, que producen efectivas transformaciones sociales y está inspirada en la Tecnología Empresarial Odebrecht (TEO). En todas las instituciones que apoyamos, logramos advertir eso claramente: nuestra filosofía, de la TEO, cambiando la vida de las personas.

Octubre marcó el inicio de la nueva campaña del Programa Tributo al Futuro – Nuevas Generaciones. ¿Cuál será el foco de este año?

Tributo al Futuro es una gran movilización que se realiza dentro y fuera del Grupo Odebrecht, cuyo objetivo es incentivar la cultura de la donación en nuestro país. Se está consolidando como una importante fuente de captación de recursos para apoyar proyectos educativos que estimulan la permanencia de los adolescentes en el campo y amplían sus perspectivas profesionales. Este año, la campaña está promoviendo la viabilización del proyecto Formación de Adolescentes Futuros Empresarios Rurales, desarrollado por las Casas Familiares que forman parte del PDCIS (Programa de Desarrollo y Crecimiento Integrado con Sostenibilidad), fomentado por la Fundación Odebrecht. La adhesión a esta causa es fundamental para seguir empeñados en dar continuidad a ese legado. Juntos, Integrantes, asociados y sociedad en general pueden crear oportunidades para que esa nueva generación construya el futro en el presente.

 

Newsletter
Recibe nuestras noticias:
¡Solo ingresa tu nombre y mejor correo electrónico!
preload
2018 - 2020. Fundação Odebrecht. Todos los derechos reservados.
Producido por: Click Interativo | Agencia Digital