11h44

Organización de Conservación de la Tierra conquista certificados internacionales

OCT recibe el apoyo de la Fundación Odebrecht por medio del Programa de Desarrollo y Crecimiento Integrado con Sostenibilidad

Compartir
Tamaño del texto

Cinco años después de validar un Grupo de Proyectos de restauración forestal y Sistemas Agroforestales (SAF) en el área de Protección Ambiental (APA) de Pratigi, 81 hectáreas de la Organización de Conservación de la Tierra (OCT) fueron auditadas por Rainforest Alliance. Entre 2011 y 2016, este primer grupo de proyectos benefició a 18 agricultores familiares, que cedieron áreas en sus propiedades para la restauración e implantación de SAF. Esa auditoría, inédita en la Mata Atlántica, garantiza que los programas implantados por OCT de hecho retiran de la atmósfera la cantidad de carbono indicada.

Algunas empresas, para neutralizar la contaminación que emiten, compran créditos de carbono que resultan de la acción de OCT. Funciona de la siguiente manera: después de validar un territorio y establecer un Grupo de Proyectos, la OCT estima la cantidad de carbono que será secuestrada a lo largo de tres décadas. Ello se debe a que en los primeros treinta años de vida, un único árbol retira alrededor de 170 kg de la sustancia de la atmósfera para el propio crecimiento. Una hectárea de plantación total tiene, en promedio, 1.666 árboles. De esa manera, en treinta años, una hectárea de árboles retira hasta 277 toneladas de carbono del aire, generando un banco. El comprador es quien define cuánto crédito desea comprar de ese fondo, lo que permite que la empresa actúe de forma más sostenible, compensando el equivalente a las emisiones de gases de efecto invernadero producidos. Como explica Bruna Sobral, responsable de indicadores de OCT, “cualquier empresa en cualquier lugar del mundo puede comprar créditos de carbono en Brasil”.

En noviembre de 2017, OCT recibió dos certificados: VCS (Verified Carbon Standard) y CCBS (The Climate, Community & Biodiversity Standards), que confirman, respectivamente, el secuestro de carbono en las áreas que se analizaron y el impacto de los SAF establecidos en la región. Antes de recibir las certificaciones, sin embargo, fue necesario, en 2011, validar los proyectos – restauración de nacientes y matas ribereñas e implantación de SAF – en APA de Pratigi. Este año, se está preparando un segundo Grupo de Proyectos para la validación y, en 2021, también debe ser auditado.

Según Bruna Sobral, esas verificaciones deben realizarse cada cinco años. “La validación abarcó el período de monitoreo de mayo de 2011 a abril de 2016. Durante ese período, el proyecto retiró de la atmosfera 1.543 toneladas de carbono a través del plantío de 81 hectáreas”, explicó. De acuerdo al documento emitido por la certificadora, “los beneficios climáticos son excepcionales, debido a la resiliencia contra los efectos de los cambios climáticos, como inundaciones y sequías, y en cuanto a la seguridad alimenticia (por la implantación de sistemas agroforestales biodiversos) y la seguridad hídrica”.

Para Joaquim Cardoso, director ejecutivo de la institución, la verificación demuestra la dedicación de todo el equipo a lo largo de los últimos cinco años. “La conquista de OCT demuestra la amplitud de su programa, lo que permite concluir que es integral, cumpliendo con todas las premisas del Desarrollo y Crecimiento Integrado con Sostenibilidad”.

OCT recibe el apoyo de la Fundación Odebrecht por medio del Programa de Desarrollo y Crecimiento Integrado con Sostenibilidad.

Recibe nuestras noticias:
¡Solo ingresa tu nombre y mejor correo electrónico!
2018 - 2019. Fundação Odebrecht. Todos los derechos reservados.
Producido por: Click Interativo | Agencia Digital