14h00

Fundación Odebrecht realiza Evaluación de Impactos del PDCIS

En 2018, el PDCIS pasó por un trabajo de Evaluación de Impactos

Compartir
Tamaño del texto

En 2018, el Programa de Desarrollo y Crecimiento Integrado con Sostenibilidad (PDCIS), iniciativa creada en 2003 y coordinada por la Fundación Odebrecht, pasó por un trabajo de Evaluación de Impactos. De forma inédita y con rigor científico, el estudio permitió comprobar la generación de transformaciones económicas, sociales y ambientales para los beneficiarios del Programa.

“Evaluar impactos es hoy casi una condición indispensable en el contexto contemporáneo de transparencia y vigilar atento de la sociedad, principalmente cuando se refiere a actuación en el tercer sector. Es, además, una etapa que genera conocimiento sobre la acción que se realiza, brinda información para verificar si el camino elegido es efectivo y permite ajustes y corrección de rutas en caso de necesidad”, explica Fabio Wanderley, superintendente de la Fundación Odebrecht.

Evaluación permitió verificar los impactos que el PDCIS
genera en la vida de jóvenes y sus familias

Seguridad estadística

Conducido por la consultora especializada JS/Brasil, el estudio llevó ocho meses para concluirse. La metodología científica adoptada fue la de Caso-Control, que comparó dos grupos: el grupo Caso, constituido por beneficiarios del PDCIS, y el grupo Control, formado por no beneficiarios. “Hay pocos casos de evaluaciones de esta naturaleza con la fuerza y la seguridad emprendida en este proyecto. De ahí la convicción de los impactos verificados en el PDCIS, así como de los caminos aún por recorrer para que el programa sea todavía más transformador”, afirma Miguel Fontes, director de JS/Brasil que estuvo al frente del estudio.

El resultado de la evaluación mostró con seguridad estadística que el Programa genera riqueza considerable para las comunidades. En la dimensión económica, se verificó que en términos monetarios para cada R$ 1,00 invertido en el PDCIS retornan R$ 2,13 en beneficios para la sociedad. Se comprobó un aumento medio de R$ 25.593,24 en la renta anual por producción agrícola, que puede llegar a R$ 40 mil más cuando se está asociado a Coopatan. Además, el que recibe apoyo tiende a utilizar menos recursos de programas de asistencia – los beneficiarios redujeron el 65% la dependencia del plan social Bolsa Familia.

También según la Evaluación, los jóvenes que reciben apoyo tienen más sueños de emprender, creen que recibieron una educación para el emprendedorismo y tuvieron oportunidades de aplicar nuevas tecnologías agrícolas. “Yo quería ir a la ciudad grande a trabajar en una empresa. Pero cuando descubrí que ya estaba trabajando en una, cambió todo. Mi propiedad es una empresa: uno emprende y alimenta a las personas. Esto es muy importante”, comenta Carolaine dos Santos, alumna de la CFR-I y moradora del municipio de Camamu (Bahia).

Sobre los impactos ambientales, se identificó que los productores rurales que aliaron la agricultura al uso racional de recursos naturales obtuvieron ganancias financieras anuales en media R$ 20 mil más que el grupo Control y que los que reciben apoyo del PDCIS son tres veces menos propensos a enterrar o quemar embalajes de agrotóxicos y casi seis veces menos propensos a enterrar o quemar basura doméstica.

El estudio también indicó aspectos para mejora del PDCIS, como fortalecer la integración entre las instituciones que forman parte. Están previstas mejoras en el seguimiento de jóvenes egresados, mayor estímulo al protagonismo femenino y a la inserción económica de la mujer en el campo.

 

Recibe nuestras noticias:
¡Solo ingresa tu nombre y mejor correo electrónico!
2018 - 2019. Fundação Odebrecht. Todos los derechos reservados.
Producido por: Click Interativo | Agencia Digital